¿Cómo hacer más sabia la conducta humana?

La Tierra es generosa, abundante, práctica, eficiente, paciente y receptiva. La Tierra nos sostiene y en ella se da la vida.

La Tierra puede ser dura, resistente, resiliente y firme, pero también (con un poco de agua) se deja labrar y crea alimento. La Tierra nos recuerda que todo en la naturaleza tiene un orden, un propósito, un lugar.

Las personas no somos la excepción. Aunque cada quien es libre de dirigir su vida de la mejor manera en que puede, y cada unx tiene un contexto particular que influye en su desarrollo, todxs somos una semilla del potencial humano.

Mientras mejor me conozco, más limpio mi perspectiva de los filtros de los prejuicios y condicionamientos inconscientes; veo con mayor nitidez las cosas como son; descubro que la realidad exterior y lo que sucede dentro de mí tienen un vínculo bidireccional.

En la realidad coexiste la confusión, el egoísmo, la ignorancia, la avidez, la violencia, la crueldad, con la sabiduría, el amor y la facultad de crear.

Los seres humanos tenemos la responsabilidad de usar nuestro potencial creador de forma que promueva la estructura en la que deseamos vivir y no la que tenemos que padecer.

Permitirte ser es el primer paso para caminar hacia un futuro mejor, uno que se construye con conciencia.

Cuando vivo con conciencia, la vida se convierte en una aventura de expansión, aprendizaje y celebración. Si me atrevo a ser quien soy y suelto lo que creo tendría que ser, mi vida se transforma.

La supervivencia no es una carga cuando se vive una vida digna, honesta, solidaria, conectada con unx mismx y con los demás. Estas son algunas de las lecciones que la Astrología nos ayuda a incorporar en la vida real.

Para reservar una sesión, escríbeme a: lopez.michelena@gmail.com o envíame un DM por Twitter: @TuitAstrologico